Ha sido un fin de semana muy intenso. Ayer empezamos con la visita al GREFA en Madrid. Un lugar maravilloso donde “Charo” nuestra guía ambiental nos enseñó cada rincón del Centro de Recuperación.

Pudimos ver: Cernícalos Primilla, ranas de san antonio, sapos, galápagos, tortugas, lechuzas, buhos reales, águilas reales e imperiales, milanos, perdiceras, culebreras, buitres: negros y leonados, alimoches, cigüeñas y por supuesto… a las sonrientes y “humanas” cornejas.

Pudimos ver el hospital y como trabajaban con una pequeña cría de pato. En fin que aprendimos muchísimo y estuvimos muy muy atentos y atentas a las explicaciones. Al salir de allí alguien tenía una ganas locas de estudiar veterinaria cuando fuera mayor.

Nos fuimos a comer y lo hicimos en medio del campo, como lo oyes, nos fuimos hasta la zona de la “Boca del Asno” en Segovia. Un pinar precioso y que mejor sitio para comer y jugar que este, apartado de coches y ruido, parece mentira que tan cerca de una ciudad tan grande como Madrid existan estos espacios.

Esperamos que os gusten las fotos. El día fue simplemente fantástico.